HACIA DONDE VA LA ESCRITURA LITERARIA

Una pregunta que pasa de mano en mano, entre pensadores, escritores, sociólogos, filósofos y otra cantidad de ciencias que tienen que ver con lo social y lo político, convergiendo estas siempre en un resultado desde el ser del hombre, identificando su relación como ser social. descarga (1)

 

De otro lado, se pregunta sobre qué están escribiendo los escritores, valga la redundancia, los problemas sociales del hombre están agobiando su existencia por un lado y por el otro no se encuentran soluciones a corto plazo para los mismos. Una sin salida argumentativa que duele desde la existencia hasta la muerte, una conjunción de fenómenos que pasan y pasan y se sigue escribiendo sobre lo mismo, esto es, lo que vende y no lo que forma.

 

Habría que mirar desde la periferia hacia dónde va la escritura, igualmente la sociedad y el individuo, para entender que desde ya se cuestiona el proceso de escritura, en donde la narrativa se confunde con el derramamiento en prosa de historias sin historias, contar cuentos sin tener que contar, nada comprensivo para el común de la gente. Basta decir que la deconstrucción en términos de Derrida se está llevando la historiografía del ser humano hacia un abismo sin retorno, pues el texto y el contexto   nada d frontal tienen, máxime cuando nos dirigimos hacia un marasmo mental, unos piensan por nosotros y viceversa sin claridad meridiana.

 

 

Proliferan actualmente una cantidad de términos dentro del snob del vocabulario, que se han ido acuñando a las conversaciones que se tienen, implicando con ellos un entendimiento desde el receptor y no desde el emisor, interpretamos los mismos de acuerdo a nuestras necesidades o concepciones, pues esa tesitura del lenguaje español ha desaparecido, máxime cuando la evolución del vocabulario a algunos los ha enriquecido y a otros los empobrece. Esas formas bibliográficas desde el nacimiento de los términos hasta la muerte de los mismos por desuso, han generado una nueva forma de hacer literatura, una nueva forma de escribir del sujeto activo de esta actividad, para adecuar el estado actual de la sociedad a una realidad social a veces bien diferente.

 

Hay que navegar por el campo de la fenomenología social para entender la manera como se escribe actualmente, para edificar nuevos ideales a partir de una nueva concepción social y de la estructura del hombre, además de esa formación que implica la conjunción entre lo real y lo irreal.

 

Aportar a la escritura es una tarea quijotesca, pues el concepto de cultura va cambiando conforme avanza la ciencia y la tecnología, la política y la economía, además del derecho a una cultura libre, entendida esta como la aplicación de las costumbres en su libre albedrío, sin perjudicar el desarrollo social. Hay que considerar que la oralidad también tiene su influencia en el tema propuesto, pues ya no se lee con la misma asiduidad ni cantidad, pues la mediates está ganando el desarrollo intelectual del hombre, dejando a un lado el placer que se siente de tener un libro en las manos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.